Estamos cumpliendo 50 años y tenemos mucho por entregar


A lo largo de 5 décadas la Clínica de Fracturas de Medellín ha vivido incontables historias y experiencias, atendido a miles de pacientes y formado una familia que cada año sigue creciendo y lo más importante de todo, es que lo ha logrado con un verdadero espíritu de servicio. Los motivos que impulsaron este sueño siguen intactos no han dejado de contagiar a quienes laboran en la clínica que define la palabra compromiso en cada rincón.

Pero, ¿cómo se ha logrado? ¿De dónde proviene la chispa y la energía que se transmite al cruzar sus puertas?  Solo existe una respuesta que explique la magia, el combustible que ha alimentado durante tanto tiempo a CFMed tiene dos fuentes: el compañerismo y el amor por el bienestar de los pacientes.

Existe una frase que reza “Si caminas solo, irás más rápido; si caminas acompañado, llegarás más lejos” y dicha oración no puede estar más en sintonía con los valores de la Clínica, porque desde sus inicios fue concebida para aportar soluciones a las personas desde el conocimiento integral de los profesionales que laboran en este hogar. Los inicios de la familia fueron modestos, pero siempre siendo un modelo digno de imitar por ese sentido de equipo y acompañamiento en los momentos difíciles para volverlos simples.

Construir un camino que funcione de ejemplo como lo ha hecho CFMED ha sido posible gracias a la dedicación de cada uno de sus integrantes, sin duda haber encontrado a gente especial, a la que le interese y mueve los mismos retos fue una suerte.

Continuidad del compromiso, lealtad y honestidad plasmados en cada acción

Mantenerse juntos ha sido símbolo de progreso, pero trabajar codo a codo fue y ha sido determinante desde el inicio para impulsar el compromiso del personal de la clínica. El fundamento de lo que se hace está en que cada caso difícil se aborda en conjunto para brindarle la mejor solución a los pacientes, estar solo ante la dificultad no es una opción aquí y más cuando esta en juego la salud de las personas.

Si hay un pensamiento generalizado en la clínica, es que desde su concepción se consiguió la fórmula correcta para mantener siempre una actitud positiva y colaborativa con el paciente, ya que, desde una posición profesional, pero entendiendo la importancia de realizar una buena labor, motiva el alma de la institución. Se puede creer que con 50 años las expectativas o el ánimo puede decaer, pero quien crea esto no ha tenido la oportunidad de conocer a la organización o sus colaboradores.

Es claro para quien ha visitado a CFMED que cada día avanza en dirección a la vanguardia y es que, si nació marcando un camino, mientras conserve su voluntad e iniciativa seguirá siendo un referente de salud en la ciudad y el país.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *